Las excusas de los talleres mecánicos

Las excusas de los talleres mecánicos

"Tengo mucha faena, mejor pásate la semana que viene", "no he tenido tiempo de mirar el tuyo" o "estoy esperando que me traigan la pieza que falta", ¿cuántas veces habremos escuchado estas excusas de mano de un trabajador de un taller mecánico. Las explicaciones raras empezaron a sudecerse "Cada vez que iba me contaban que tenían problemas familiares y que no habían podido empezar el arreglo de mi coche", relata, Cortés, un hombre que hace un par de años, fue víctima de los abusos de un taller mecánio. Pasaron los días, los meses y los años. La reparación no requería tanto tiempo, pero según el propietario del taller, los profesionalidad que trabajaban para él era de los mejorcito y tenía la esperanza de volver a conducir su automóvil.